Etiquetado: viñeta

Quino o el furtivo ladrón de siestas

Mi querido y admirado Joaquín Salvador Lavado Tejón, Desde que le conocí, y no puedo confesar los años que han pasado por pura coquetería, me tiene dulcemente esclavizada. Llevo años tratando de conciliar el sueño mientras repaso sus indicaciones de forma y trazo, pero al rato me incorporo refunfuñando porque no asumo que la excelencia no se copia. Si vos, y permita que le hable en argentino, se ha...